Imagen del post

#ELECCION360: ¿Cómo funciona el nuevo sistema electoral proporcional inclusivo?

Nicolas Copano

Este 19 de noviembre, debutará el nuevo sistema electoral que reemplazará al binominal. Este nuevo sistema proporcional inclusivo, establece una mayor representatividad por cada distrito y circunscripción, más parlamentarios para las regiones; se asegura la representatividad femenina y disminuyen las barreras para los candidatos independientes.

Hagamos un paralelo.

En el sistema binominal, elegíamos 120 diputados y 38 senadores. Hoy, bajo el sistema proporcional inclusivo, vamos elegir 155 diputados y 50 senadores.

Los distritos se redujeron. Pasamos de 60 a 28 distritos para la elección de diputados. Cada distrito en el sistema binominal elegía 2 diputados. Hoy, en el sistema proporcional inclusivo, cada distrito elige entre 3 a 8 diputados, dependiendo de la población.

Hoy, cada región es una circunscripción, por lo tanto tenemos 15 circunscripciones senatoriales, que elegirán entre un mínimo de 2 a un máximo de 5 senadores y no solo 2 como en el binominal.

El otro punto importante es la ley de cuotas, donde se exige a los partidos o pactos llevar un mínimo de un 40% de candidatas y un máximo de un 60%. Además se entrega un bono de 500 UF a las colectividades por cada mujer que resulte electa.

Cada lista puede llevar un número de candidatos igual al número de cargos más 1. Esto se conoce como la fórmula N+1. Es decir si la circunscripción de Antofagasta elige 3 senadores, cada lista puede llevar 4 candidatos.

Cómo funciona matemáticamente.

  • Primero, se cuentan los votos de cada lista.
  • El resultado se lo divide tantas veces como la cantidad de cargos que están en juego.
  • Si debo elegir 2 senadores, dividiré el número de votos por 1 y luego por 2.
  • Si debo elegir 5 senadores, dividiré primero por 1, por 2, por 3, por 4 y por 5.
  • Los resultados más altos serán los designados para ocupar esos cargos.